n_logo-diocesis-huelva

diocesisdehuelva.es

PORTAL DE LA IGLESIA CATÓLICA EN HUELVA

(+34) 959 252 100
info@diocesishuelva.es

Agradecido homenaje, en el día de San Juan de Ávila, a quienes cumplen 50 y 25 años de sacerdocio ministerial

Publicado:
10 mayo, 2022
Homenaje que ha tenido lugar en el monasterio de Santa Clara de Moguer en el contexto de la convivencia que, presidida por el Obispo de Huelva, se ha celebrado esta mañana con ocasión de la festividad de San Juan de Ávila, patrón del clero español

El clero diocesano ha celebrado este 10 de mayo, festividad de San Juan de Ávila, una jornada de convivencia que ha tenido lugar en el monasterio moguereño de Santa Clara. La mañana se iniciaba con un momento de adoración ante el Santísimo Sacramento que ha consistido en el rezo de la Hora Intermedia de Sexta y una meditación, a la luz del santo patrón, que ha sido dirigida por el delegado diocesano para el clero, Manuel Jesús Carrasco Terriza.

En esta alocución, el delegado ha querido recordarle a los presentes que «el sacerdocio, como la vida, es don y tarea» invitándolos a acoger el don ministerial «para llegar a ser, cada día más plenamente, otro Cristo en medio del mundo». Así, aterrizando en la realidad cotidiana del presbítero y el diácono, les ha exhortado a que «el Espíritu Santo te encuentre poniendo los medios necesarios para que pueda darse en ti esa plenitud», parafraseado a Picasso –»que las musas te encuentren trabajando»–.

A la conclusión de este primer momento, el clero se ha trasladado a la sala de la antigua enfermería del monasterio en donde ha tenido lugar un acto de homenaje a los presbíteros que cumplen este año sus bodas de oro ministeriales (Francisco Echevarría Serrano, Ángel Manuel Rodríguez Castillo y el salesiano José Manuel Melgar González) y a quienes cumplen sus bodas de plata (los presbíteros Francisco Pérez Zambrano y José Antonio Martín de la Torre, y el diácono permanente Juan García García). Todos ellos han sido obsequiado con una escultura del Buen Pastor elaboradas por el escultor palmerino Martín Lagares.

El sacerdote Ángel Manuel Rodríguez Castillo ha agradecido, en nombre de los presbíteros que cumplen 50 años de sacerdotes, ha expresado que «por la gracia de Dios está uno aquí, desbordado de agradecimiento, por todo lo que Dios me ha regalado en estos años», y ha leído un bello poema escrito para la ocasión, una oración de agradecimiento por «tantas veces en que Tú me has perdonado, | te has hecho presencia entre mis manos, | que has usado mi voz pobre y cascada | y te has hecho misterio salvador para mí | y a mis hermanos has llenado de paz | cuando mis labios yo te absuelvo les dice…». Por su parte, el sacerdote José Antonio Martín de la Torre ha hecho lo propio en nombre de quienes cumplían 25 años: «doy gracias a Dios porque esto es un proyecto que humanamente nos desborda, porque yo tenía mi proyecto de cura totalmente burgués, pero que Dios te hace cura no como tú quieres y el Señor te va llevando…».

El emotivo acto ha culminado con las palabras del obispo, Mons. Santiago Gómez Sierra, que ha pedido «que aprendamos de nuestros mayores, porque conviene tener memoria para saber de dónde venimos, quienes somos y a dónde vamos». El Obispo ha pedido a todo el clero presente «volver a esa espiritualidad misionera que hoy pone delante de nosotros San Juan de Ávila, que pensó también ser misionero e ir al nuevo mundo y la Iglesia le llamó para decirle tus indias son estas y, obedeciendo, desplegó todo su servicio en Andalucía, sufriendo incluso la cárcel». Mons. Gómez Sierra ha culminado sus palabras agradeciendo a los homenajeados «el testimonio y ejemplo que son para todo el presbiterio».

A continuación, los participantes han realizado la visita turística al monasterio y han culminado la jornada con una comida de fraternidad en el refectorio del monasterio.

Te puede interesar