n_logo-diocesis-huelva

diocesisdehuelva.es

PORTAL DE LA IGLESIA CATÓLICA EN HUELVA

(+34) 959 252 100
info@diocesishuelva.es

“Ser persona Eucarística entiendo que es llevar al hombre a Dios y después volver de Dios al hombre”

Publicado:
8 mayo, 2020

Hermana Ana María García Pedrosa
(Misioneras Eucarísticas de Nazaret en Huelva)

¿En qué medida Huelva tiene que ver con la fundación, años después en Málaga, de vuestra congregación?
En 1905 D. Manuel viene a Huelva como Arcipreste. Es de sobra conocido el trabajo que fue realizando en los años que aquí estuvo. No eran tiempos fáciles, los que se vivían. Pero él estaba empeñado en que con la ayuda de Dios, Huelva tenía que ser transformada. Y se empeñó con todas sus fuerzas en ser buen instrumento. Pasados unos años y después de haber puesto en marcha algunas actividades de primera necesidad como: mitigar un poco el hambre, crear escuelas, dar formación a niños y mayores, etc. sintió que había llegado el momento de dar un paso más. Fue entonces, cuando con ese grupo de personas que le había sido incondicional en cada iniciativa y compromiso que les insinuaba en favor a los demás, cuando un primer viernes de marzo de 1910 en el Sagrario de la parroquia de San Pedro les dice: hoy no vengo a pedir una limosna para los más pobres… hoy vengo a pediros una limosna de cariño para el más necesitado y abandonado de todos los pobres: Jesucristo Sacramentado… es ahí cuando nacen las Marías de los Sagrarios…
Pasado algún tiempo, empiezan a pensar qué pasaría de ellas si un día falta el arcipreste… Se lo comentan, y podríamos decir que sin decir nada él empieza a soñar… Pasados cinco años de la fundación de las Marías de los Sagrarios, es destinado a Málaga, y entonces como que vuelve a florecer ese temor en las Marías de “qué va a pasar con ellas …quién se va a ocupar de atenderlas y formarlas si él se va a otro lugar…” Y es entonces cuando después de animarlas y tranquilizarlas, D. Manuel les manifiesta que “él está soñando con un grupo de personas que viviendo el mismo espíritu que ellas, viva en comunidad y sea las encargado de mantener vivo el espíritu eucarístico reparador…”. Esa idea va madurando en su interior y es el 3 de mayo de 1921, en Málaga, cuando nacen las Misioneras Eucarísticas de Nazaret”.
La fundación que hace San Manuel en Huelva y la que hace en Málaga podríamos decir que es como un paso más. El espíritu es el mismo. Unos como laicos viviendo en el mundo y otros como consagrados y viviendo en comunidad, pero viviendo el mismo carisma eucarístico reparador.
¿Cuál es entonces vuestro carisma?
Podemos resumirlo diciendo que es anunciar a los hombres, del momento histórico que nos toca vivir, a Jesús vivo entre nosotros. Hacer caer en la cuenta de que Jesús está vivo entre nosotros. De que hay una persona que nos ama incondicionalmente tal y como somos de verdad. Que nos quiere. Y esto con un matiz especifico que es la Reparación. Y como con una doble vertiente, darle yo compañía y buscar a otras personas que también pueden dejarse amar por él… Ser persona Eucarística entiendo que es llevar al hombre a Dios y después volver de Dios al hombre. Podemos decir que es un camino de ida y vuelta. Pero además mi carisma tiene que llevarme a amar al hombre en la situación en que se encuentre para ayudarle a superarse y, si es posible, sacarle de esa situación como hizo D. Manuel en Huelva.
D. Manuel solía decir: “Me gustaría morir a la puerta de un Sagrario o a la puerta de un pobre”… Porque no se puede separar, y él nunca separó el amor de Dios, del amor al hombre.
¿Cómo lo hacéis visible en Huelva?
Bueno, simplemente mi presencia ya tiene que estar eucaristizando. Mi vida, mis actitudes, mi estilo tienen que ser reflejo del estilo de vida de Jesús en la Eucaristía: sencillo, callado, amable, paciente, acogedor, prudente, disponible, etc. Esta debe ser la primera forma de hacerle visible.
A partir de aquí, viene ya la disponibilidad para lo que la diócesis pueda necesitar de nosotros. El compromiso y trabajo en las diócesis y parroquias está muy dentro de nuestra vocación.
Realmente toda actividad entra dentro de nuestro carisma: catequesis, comunión enfermos, grupos UNER, talleres de oración, animación en la liturgia en las parroquias, la librería no solo en cuanto a vender cosas, sino por el apostolado que desde allí se realiza; por cercanía a las personas y lo que esto supone de escucha y ayuda personal…, pero todo en función  de enseñar el camino del Sagrario… y de ir eucaristizando. Y para San Manuel eucaristizar es: “la acción de volver a un pueblo loco de amor por el Corazón Eucarístico de Jesús”. Esta es nuestra misión y cómo queremos vivirla en Huelva y donde nos encontremos.
Nuestro día a día en Huelva quiere ser, y de verdad que lo intentamos, reflejo de esas virtudes eucarísticas de Jesús; es ir eucaristizando allí donde nos movemos: en las visitas y comunión a los enfermos, en las distintas actividades apostólicas, en la cogida de los diferentes grupos que semanalmente se reúnen en nuestra casa, en las catequesis, en la librería Welba-Nazaret…
¿Cómo vais a celebrar este siglo de vida?
Primero con gratitud a Dios y a todas y cada una de las hermanas que a lo largo de estos cien años han ido construyendo y haciendo posible Nazaret.
Segundo con confianza (apoyadas en la gracia de Dios y no en nuestras capacidades y fuerzas) y esperanza, porque los proyectos que de verdad son de Dios, tienen proyección de futuro, viviendo intensamente el momento presente. Y esperanza también, porque sentimos que en este momento histórico que nos está tocando vivir nuestro carisma eucarístico reparador es necesario en la Iglesia y en la sociedad.
En cuanto a los actos que se realizaran, tenemos que esperar a que pase esta pandemia para organizarlo ya que ahora está todo un poco en el aire por la situación. Ciertamente hay iniciativas, pero de momento nos toca esperar y ver cómo se desarrollan los acontecimientos.

Te puede interesar

Celebrado el I Encuentro de Hermandades de la Ciudad de Huelva

Los representantes de las distintas juntas de gobierno de las hermandades de gloria y penitencia y del Consejo de Hermandades se dieron cita en este encuentro celebrado el pasado sábado, 26 de noviembre, en el Colegio Diocesano Sagrado Corazón de Jesús, con la asistencia de más de un centenar de personas

Leer más »